Distancia
On-Line
Presencial
Semipresencial

¿Qué puedo hacer después de terminar la carrera?

Mar 02, ene. 2018 - Ester Ribas - Archivado en: , , ,

Una vez terminado el bachillerato, no es fácil tomar la decisión de qué carrera queremos hacer, ya que de esto dependerá nuestro futuro. Pero aquí no se terminan las preguntas, sino que una vez terminamos la carrera, nos preguntamos, ¿y ahora qué?

En este post, traemos unas cuantas opciones de lo podemos hacer una vez terminamos los años de carrera.

1. Iniciar otra carrera

Existen muchas carreras que tienen puntos en común, o pertenecen a la misma rama formativa que la carrera que hemos cursado. Por ejemplo, periodismo y comunicación audiovisual van muy unidas, y esto nos permite convalidar muchos créditos y tener una segunda carrera cursando 2 años en vez de 4. Sin duda, realizar otra carrera podría ser un complemento de la primera carrera.

2. Hacer un master

Otra alternativa que tenemos al terminar la carrera es escoger una especialización. A veces, las carreras pueden ser muy generalistas como por ejemplo las relacionadas en el ámbito de la salud. Realizar un master nos ayuda a especializarnos y profesionalizarnos en aquellos temas que realmente nos interesan y que nos ayudarán a conseguir el trabajo de nuestros sueños.

Debemos tener en cuenta, que en caso de que queramos realizar un doctorado, el master es obligatorio.

3. Doctorado

Dedicarnos a la docencia es otra salida de trabajo que tenemos. Pero para ello, necesitaremos realizar un doctorado.

4. Buscar trabajo

Después de estar toda nuestra vida estudiando, a veces, cuando terminamos la carrera, lo único que nos apetece es trabajar, para poder obtener ingresos y realizar los sueños que durante los años que estuvimos estudiando no conseguimos. Existen numerosas plataformas para encontrar primeros empleos, que nos pueden ayudar a encontrar un trabajo que se adapte a nuestro perfil, y nos ayude a conseguir experiencia laboral.

5. Hacer prácticas en empresas

Encontrar trabajo en nuestro sector recién salidos de la carrera no es tarea fácil, ya que no disponemos de la experiencia mínima que muchas veces se pide en las ofertas de trabajo. Una recomendación es entrar en un programa de prácticas remuneradas que ofrecen muchas empresas, de esta manera, no solo adquiriremos la experiencia que nos falta, sino que también tendremos la oportunidad de quedarnos trabajando en la empresa una vez termine el programa de prácticas.

6. Obtener una beca

Muy ligado al punto anterior, en el caso que nos estemos planteando la idea de realizar prácticas en una empresa, ya sea en nuestro país o en el extranjero, existen numerosas becas que pueden ayudarnos.

7. Opositar

Trabajar para el Estado es una opción de trabajo estable para muchas carreras. No obstante, debemos ser conscientes que el proceso de selección es largo, ya que tendremos que sacarnos oposiciones. Aun así, una vez superadas, tenemos un puesto de trabajo asegurado en nuestra especialización.

8. Viajar

Conocer otros países y culturas una vez finalizada la carrera, puede ser muy positivo para vivir grandes experiencias, fortalecer nuestra mente y adquirir nuevos hábitos y conocimientos, que podremos aplicar en nuestro día a día, no solo personal, sino también profesional.

9. Estudiar idiomas

Nos encontramos en un mundo globalizado, donde la internacionalización de empresas cada vez es más frecuente. Esto provoca, que nos pidan distintos idiomas, y además con alto nivel. Por tanto, cuantos más idiomas, más facilidad de encontrar trabajo.

10. Irte al extranjero

Durante la carrera tenemos la oportunidad de entrar en programas de Erasmus para cursar un año de la carrera en otros países. Al igual que estos programas, existen otros exclusivamente para realizar prácticas al extranjero. Sería una buena oportunidad para conocer otras metodologías de trabajo, adquirir experiencia y nuevos conocimientos y aprender o perfeccionar otro idioma.

11. Tomarse un año sabático

Hay ocasiones que una vez terminada la carrera, nos encontramos cansados y desmotivados, y seguir estudiando o ponernos a trabajar no lo vemos una opción, ya que tenemos otros proyectos en mente, y que no podríamos hacer si estuviéramos trabajando o estudiando. Por eso, a veces, necesitamos cogernos un año sabático para dedicarnos a otras cosas, y terminar de decidir cuál será nuestro futuro.

12. Emprender un negocio

La tasa de emprendedores no deja de crecer, cada vez son más las personas que deciden crear su propio negocio. Si decidimos que a llegado la hora de emprender, existen muchas empresas dedicadas al crowdfunding para conseguir capital, o inversores que estarían dispuestos a invertir en nuestro negocio, siempre y cuando, se trate de una idea innovadora y con futuro.

13. Hacer un voluntariado

Realizar un voluntariado puede cambiarnos la vida. Conocer países subdesarrollados puede hacernos cambiar nuestra visión del mundo, y que aquello que encontramos importante e imprescindible, realmente no lo sea. El problema, a veces, es encontrar el momento ideal para hacerlo. Justo al terminar la carrera puede ser una buena opción ya que aun no tenemos definido y alineado nuestro futuro del todo. Además, será una experiencia gratificante, de estas que jamás olvidaremos.

También te puede interesar...
¿Te ha gustado esta noticia?
Coméntala Compártela:
Normas de uso:
No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.

Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

© Iberestudios 2012 - Todos los derechos reservados Términos y Condiciones | Aviso Legal